Los anti Nobel 2018: de montañas para cálculos renales a estampillas que miden erecciones

En octubre se realizará la entrega de los premios Nobel, pero la temporada de galardones siempre comienza con los IgNobel, que destacan los estudios científicos más insólitos.

En octubre será la entrega de los premios Nobel, el galardón que destaca a los mejores científicos, escritores y figuras que promueven la paz.

Pero la temporada de premiación siempre empiza con los IgNobel, un antiNobel otorgado por la revista satírica Anales de Investigaciones Improbables. El premio ya tiene 30 años de vida y el acto de premiación se realiza en la Universidad de Harvard.

Este año los ganadores son:

Medicina

Un estudio publicado en 2016 en la revista científica Science demostró que la montaña rusa Big Thunder del parque de diversiones de Disney en Orlando sirve para eliminar cálculos renales.

Uno de los pacientes les relató a los autores que había eliminado una piedra renal después de subirse a esta atracción.

Intrigado por el relato, los autores construyeron un modelo de silicona de riñones impreso en 3D y lo probaron en unos 20 viajes del Ferrocarril de la Montaña Gran Trueno.

Wartinger descubrió que esa atracción era en verdad efectiva, mucho más que otras como Space Mountain o Rock 'n' Roller Coaster en las que las caídas son más prolongadas.

Nutrición

Un trabajo sobre las calorías que aportaría una dieta caníbal se llevó el premio en esta categoría.

Los científicos compararon el aporte calórico de comer a otros ser humano con el consumo de otros animales.

La conclusión fue que la carne humana aporta significativamente menos calorías que otras dietas en base a carnes tradicionales.

Economía

VUDÚ. Los muñecos vudú alivian el estrés de tener un jefe perverso. Este fue el premio de Economía. (AP)

VUDÚ. Los muñecos vudú alivian el estrés de tener un jefe perverso. Este fue el premio de Economía. (AP)

Si los estudios le parecen insólitos, este lo supera.

En este caso los investigadores estudiaron si usar muñecas de vudú ayuda a los empleados a combatir el estrés causado por jefes abusivos.

¡Y la conclusión es que sí ayuda! Al parecer desquitarse con los muñecos alivia temporalmente los sentimientos perjudiciales para la salud.

Química

“¿Sirve la saliva humana para limpiar superficies?”, fue la pregunta que se hicieron los científicos que ganaron en esta categoría.

La conclusión es que la saliva limpia bien algunas superficies, especialmente pinturas frágiles en cerámica.

Biología

El trabajo ganador en esta categoría lleva por título: “El aroma de la mosca”.

Los autores demostraron que es posible identificar la presencia de una mosca en un vaso de vino por el olor.

Antropología

Tras realizar observaciones en un zoológico local un grupo de filósofos suecos concluyeron que los chimpancés observan e imitan a los seres humanos tanto como los seres humanos observan a los chimpancés.

Por este trabajo obtuvieron el IgNobel en Antropología.

Medicina reproductiva

Los ganadores, entre ellos urólogos de Japón e India, usaron sellos o estampillas postales para medir si el pene tiene erecciones espontáneas durante el sueño.

Los participantes en el estudio envolvieron su pene con una tira de sellos postales en forma de anillo antes de acostarse.

Si los sellos se separaban durante la noche, ello significaba que el sujeto había experimentado una erección nocturna.

De la Paz

Los ganadores sobre de la Universidad de Valencia. El título de su trabajo: "Gritar e insultar mientras conduces: frecuencia, razones, riesgo percibido y consecuencias".

Los científicos midieron para su trabajo la frecuencia, la motivación y los efectos de los gritos e insultos de los conductores.

Al parecer la culpa no es del otro ya que muchos de los insultos estaban asociados a estrés y cansancio previos.

Educación Médica

MEDICINA. En Educación Médica el premio fue para Akira Horiuchi, quien diseño una técnica para realizar una autocolonoscopía. (AP)

MEDICINA. En Educación Médica el premio fue para Akira Horiuchi, quien diseño una técnica para realizar una autocolonoscopía. (AP)

El ganador en esta categoría es el japonés Akira Horiuchi, quien diseño una técnica para realizar una autocolonoscopía.

"El experimento puede parecer gracioso, pero yo inserté el tubo en mi colon con un objetivo serio", señaló Horiuchi a la BBC.

Su trabajo busca reducir las muertes por cáncer de colon en Japón, donde muchas personas temen someterse a este examen.

"Mi investigación busca que las colonoscopías sean más fáciles y menos molestas, para que menos personas sucumban a esa enfermedad", aseguró el autor.

Literatura

Thea Blackler, de la Universidad Tecnológica de Queensland en Australia, fue la ganadora en esta categoría.

El premio lo obtuvo por una investigación que revela algo que todo intuimos: la mayoría de las personas no usan los manuales de instrucción.

El trabajo fue titulado "La vida es demasiado corta para un Manual de Instrucciones” y publicado en la revista Interacting with Computers.

El trabajo sugiere que los manuales deberían ser consignados al olvido. "Es hora de usar un nuevo sistema incorporado al mismo aparato. ¿Tal vez un asistente inteligente?", sugirió la autora.

Comentá esta nota